Registrarme  |  Olvidé mis datos
OK
   
 
 
 
 
 
 
 
|Temaikèn Bioparque| BIOPARQUE TEMAIKÈN| Animales| Mamíferos| Tigre de Bengala|
Personajes en el Bioparque
Atracciones
Acuario
La Chacra
Cine 360°
Centros Interactivos
El Lugar de las Aves
Actividades
Animales en Acción
Encuentro con los cuidadores
Jugando en la naturaleza
Aliados en la Conservación
Pequeños Chacareros
Juegos Infantiles
Festejá tu cumpleaños
Expedición África
Buceo en Temaikèn
 
Tigre de Bengala
Galería
Tigre de Bengala

EL GUARDIÁN DE LA SELVA

CLASIFICACIÓN TAXONÓMICA
REINO: Animal
PHYLUM: Cordados
SUBPHYLUM: Vertebrados
CLASE: Mamíferos
INFRACLASE: Eutheria
ORDEN: Carnívoros
FAMILIA: Felinos
GÉNERO: Panthera
ESPECIE: Panthera tigris
SUBESPECIE: Panthera tigris tigris

DISTRIBUCIÓN y HÁBITAT
Habita en la India, Nepal, Bangladesh, Bután, Myanmar y China. Un tercio de la población mundial habita en los parques nacionales Sunderbans y Ranthambor de la India y Bangladesh. También hay una vasta población en Nepal, principalmente en el parque Chitawan. Se lo puede encontrar en una gran variedad de hábitats, incluyendo sabanas, selvas tropicales y subtropicales, manglares y bosque caducifolios.

CARACTERÍSTICAS

Los Tigres poseen excelente visión, bigotes o vibrisas sensibles al tacto, cabeza cubierta por un patrón de rayas negras que difieren de un individuo a otro y la parte posterior de sus orejas son de color negro con un punto blanco distintivo, semejante a ojos.

Los Tigres de Bengala tienen los colmillos más largos que cualquier otro felino. Éstos pueden alcanzar hasta los 10cm de largo. Sus garras son retráctiles, esto quiere decir que las retrae a voluntad en el interior de una vaina protectora.

Los Tigres de Bengala machos pueden llegar a pesar entre 180 a 250 Kg y las hembras entre 100 a 160 Kg. Durante una noche de cacería, estos animales pueden recorrer entre 10 y 20 Km. en busca de sus presas.

Una de las características que más llama la atención de estos animales es que algunos de ellos presentan una coloración blanca. Los tigres blancos no son otra especie aparte, ni son tigres albinos ya que no son totalmente blancos. Su nariz es rosada, su piel de color blanca a crema, sus patas rosadas, sus ojos de color azul y tiene un patrón de rayas negras, grises o de color. Estos tigres poseen un gen recesivo que hace que su pelaje sea blanco. Para que surja esta variante es necesario que se apareen un macho y una hembra con estos genes recesivos, esta es la única manera en la que podría expresarse esa característica. Es muy raro ver a estos animales con esta coloración en la naturaleza ya que este pelaje no les permite camuflarse con el ambiente, las crías son visibles hacia los predadores y los adultos quedan en evidencia ante las presas.

ALIMENTACIÓN
Depredador por naturaleza, ocupa la cima de la pirámide alimenticia regulando así las poblaciones de mamíferos carnívoros y herbívoros. Entre sus presas podemos encontrar: venados, cabras, búfalos jóvenes, jabalíes, elefantes jóvenes, algunas veces peces y ranas.

COMPORTAMIENTO y REPRODUCCIÓN
Los Tigres de Bengala son de hábitos solitarios, cada individuo permanece en un extenso territorio o área de acción. Generalmente los machos poseen áreas más grandes que las hembras. El marcado de territorio lo realizan a través de la orina, heces, arañado de troncos, entre otras formas.

Los únicos encuentros entre machos y hembras tienen lugar durante la época de apareamiento.
El particular olor que desprende la orina de la tigresa en celo atrae a los machos y los incita a la cópula. El celo, dura aproximadamente una semana, puede repetirse a intervalos que varían entre uno y tres meses.
En el momento de la cópula, el Tigre posa el hocico sobre la Tigresa, en tanto que ella se frota contra el macho. La Tigresa entonces resopla, frota las vibrisas contra las del macho y se revuelca por el suelo agitando las patas. Después se ofrece al compañero, echada en el suelo boca abajo. Con un gruñido, el macho se coloca sobre ella y le pinza la piel del cuello con los dientes. Cuando se acoplan entre bufidos, la hembra intenta escapar del macho, pero éste la retiene mordiéndola y a veces puede provocarle algunas heridas profundas. Terminada la cópula, la hembra se levanta más o menos agresiva con el macho, que se pone en guardia.

La duración de la gestación es de 90 a 105 días. A partir de los dos meses, los cachorros complementan la lactancia con pequeñas cantidades de carne. A los 6 meses, la madre los desteta y los cachorros comienzan a cazar pequeñas aves o cervatillos, aunque no se alejan nunca más de 50 metros de su madre. Dos meses más tarde acompañan a la Tigresa a cazar.

Los cachorros permanecerán alrededor de 2 años con la madre, quien les enseñará las técnicas necesarias para la supervivencia, como por ejemplo, marcar el territorio y como cazar sin ser descubiertos, algo muy importante para obtener su alimento.

La mitad de los cachorros no supera los dos años de edad ya que pueden ser presa de otros animales carnívoros o incluso de otros Tigres machos que querrán copular con su madre. Si una hembra pierde la camada, cinco meses más tarde puede volver a parir. Una Tigresa gesta dos cachorros cada dos años, aproximadamente.

Las poblaciones de Tigres tienen una baja tasa de renovación debido a su tardía madurez sexual (3-4 años para las hembras, 4-5 para los machos).

Cuando cazan, los tigres se mueven en contra del viento con el fin de evitar ser descubiertos por el olor de su cuerpo. A su presa se acercan muy silenciosamente y siempre mezclándose con la vegetación para atacarla por detrás. Esta es la razón por la cual los lugareños, cuando recorren las selvas, llevan máscaras por detrás de la cabeza así confunden a los tigres.

ESTADO DE CONSERVACIÓN
Las poblaciones de los Tigres de Bengala fueron clasificadas en la categoría En Peligro (EN) por la UICN.
La población ha disminuido considerablemente debido, principalmente, a la destrucción de su hábitat. La reducción del espacio por avance de la franja agropecuaria, construcción de carreteras y deforestación ocasionan matanzas innecesarias de estos animales ya que se producen conflictos con el ser humano al culparlos de la desaparición del ganado (esto sucede por la invasión que sufren los Tigres de su territorio).

Otro factor que contribuye a su pérdida es la caza furtiva en gran escala, solo para obtener trofeos, pieles, órganos (ya que son considerados afrodisíacos, algo que no se ha comprobado aún) y huesos (utilizados como amuletos para ahuyentar a grandes felinos como los Tigres.



   Videos relacionados
  • Bioparque Temaikèn

Descargá el materialPDF

Votar | Deberás loguearte para poder votar.
  • 5/5



 
|Subir|    
¿Quiénes somos? | Prensa | RRHH | Contactanos | Enterate | Ecodiccionario | Accesibilidad facebook.com twitter.com youtube.com